08:07 h. Domingo, 19 de Agosto de 2018

Tarifaaldia

Inaugurada la IV ‘Ruta del Ibérico’ de la que participan 35 establecimientos

La participación sobresaliente del empresariado y la divulgación de esta convocatoria 2016 hace presagiar resultados turísticos muy positivos

Tarifaaldia.es  |  08 de Diciembre de 2016 (09:22 h.)
Más acciones:

   

La Iglesia de Santa María en el interior del Castillo acogió en la tarde de ayer miércoles la ceremonia de inauguración de la IV ‘Ruta del Ibérico’ que durante los próximos cuatro días convertirán a la localidad en un centro gastronómico donde degustar la carne de cerdo ibérico de hasta 35 formas diferentes. Tantas, como establecimientos hosteleros participan de esta nueva edición consolidada gracias al tesón del empresariado local y del Consistorio, que este año ha asumido la organización del evento turístico-gastronómico, ayudado por la financiación de la Diputación Provincial.

Dispuestas en  varias campanas expositoras, los presentes pudieron comprobar la laboriosidad de cada una de las 35 propuestas. Que no obstante cada establecimiento explicó ayudado de soporte digital.

Organizada por el Ayuntamiento, pero caminando de la mano de la Asociación Gastronómica de Tarifa, es la primera vez que la Ruta cuenta con el apoyo de la Diputación de Cádiz.  

Lo tradicional con la innovación es ya una realidad gastronómica dentro de la IV ‘Ruta del Ibérico’, donde a lo largo de todo el puente festivo podrá degustarse todo lo citado y no habrá dispersión porque la organización ha vuelto a editar un curioso “tapaporte” donde se reúnen los bares en tres zonas diferentes. Color verde para la zona de “extramuros” y rojo y azul para las zonas 2 y 3 localizadas en el centro urbano. Un recorrido fácil si de comer y beber se trata y que cualquier turista o residente puede hacer hasta para concursar. Y es que, presentar el tapaporte debidamente sellado puede traer alegrías, como los 3 premios de 500 euros previstos para los “comensales” ganadores del sorteo.

Así, bares y restaurantes no sólo se expondrán a las valoraciones de un jurado profesional, sino también a la votación del popular (más inquietante si cabe). En esta edición se añade un elemento más, lo incógnito de la visita de los jueces (Charo Barrios, periodista gastronómica, Manuel Moreno, Restaurante Copo, y José Manuel Martín, Grupo Montesierra). Sin avisar previamente, comenzarán a valorar la presentación y el tamaño, que deben ajustarse a lo presentado ayer y también a las normas preestablecidas. Esta idea de seguimientos ha podido desarrollarse por fin gracias a la organización conjunta, a la implicación municipal señalada. El tiempo ganado se deja notar también en lo estudiado de la programación alternativa.

El gobierno, a través de Turismo y Cultura, ha elaborada una agenda paralela con propuestas interesantes y activas como el “taller sobre bellotas” en la jornada del sábado. Se implica así a otras entidades como el Parque Natural del Estrecho, que se encarga también de las visitas guiadas a la Isla de las Palomas y del recorrido guiado por la “colada de la costa”. No menos productivo será el recorrido por el centro histórico de Tarifa y también las visitas al adarve y al Castillo. La Necrópolis de Los Algarbes también será ofertada como alternativa desde la Oficina Municipal de Turismo donde ofrecerán durante cada día toda la información sobre ello.

Niños y mayores podrán comer bien y disfrutar en Tarifa hasta bien entrado el domingo próximo porque, además, la resolución y la valoración de todo el evento se hará, ante notario, en el mediodía del lunes 12 de diciembre.

Tanto el alcalde, Francisco Ruiz, como el teniente de alcalde, Sebastián Galindo subrayaron durante el acto de presentación, la consolidación del evento gestado en el mandato del Partido Popular. También destacaron el concierto empresarial y agradecieron al personal del ayuntamiento y también a la Asociación de Empresarios y la Asociación Gastronómica su implicación.

El acto de presentación contó con la actuación del coro tarifeño “Son de Luz”. También hubo jamón, el de la firma Campo Charro, que cortado con maestría por el experto en ibéricos Cándido Wices fue o la primera muestra directa al paladar del cerdo ibérico.