15:41 h. Lunes, 27 de Marzo de 2017

Actualidad

La junta rectora del parque da el visto bueno al proyecto en ‘Casa de Porros’ con la oposición frontal de ecologistas

El proyecto hostelero obtuvo el respaldo de 16 votos, frente a los cuatro en contra. Los Ecologistas plantean la paralización del nuevo chiringuito en ‘Casa de Porros’ y la creación de una mesa de trabajo para realizar un plan global de ordenación del litoral tarifeño y la ensenada de Valdevaqueros

Shus Terán Reyes  |  17 de Marzo de 2017 (00:00 h.)
Más acciones:

Protesta de ecologistas ante la junta rectoral del parque/Agaden
Protesta de ecologistas ante la junta rectoral del parque/Agaden

 

Estaba anunciado que la Junta Rectora del parque natural de El Estrecho celebrada ayer tarde no sería una balsa de aceite. La justificación días atrás del proyecto en ‘Casa de Porros’ bajo la denominación ‘Eolo Tarifa’ que promociona la construcción de un edificio que albergará un chiringuito, una escuela náutica y un aula medioambiental, además de un aparcamiento permanente de 40 plazas y una eventual de 400 plazas, no han convencido a los ecologistas, sino que ayer testimoniaron su rechazo total.

A las cuatro y media de las tarde (la junta estaba prevista para las cinco), la sede del parque natural en Huerta Nueva registraba la llegada de personas contrarias al proyecto portando pancartas en las que se podían leer ‘Sí al parque natural, no al parking artificial’, ‘parque vivo’, ‘proteger’, ‘prevenir’ o ‘natural’. Al otro lado la tranquilidad de la propia Dirección del parque, sostenida en los informes favorables solicitados por el Ayuntamiento a la Junta de Andalucía, Medio Ambiente y Cultura, que fueron esgrimidos por la directora conservadora, María Eugenia San Emeterio que convención al entre ellos la dirección del propio parque, el Ayuntamiento de Tarifa, la Junta de Andalucía y la Universidad de Cádiz (UCA). Y no solo eso, sino que desde la junta se defendió que el proyecto que garantizará la ordenación de la zona después de una “insoportable degradación a la que se pondrá orden y mejorará el entorno” cuenta además con el apoyo de asociaciones de vecinos y camping de la zona consultadas al respecto.

En definitiva, Medio Ambiente viene a resaltar al proyecto como un establecimiento que realizará actividades con el medio ambiente, relacionadas con el mar y no agresivas con el entorno natural que vendrá a poner orden al desorden y degradación actual.

Al respecto de posibles daños al yacimiento arqueológico de ‘Mellaria’, desde Cultura se apunta a que el proyecto lleva asociado el cuidado de las tumbas afloradas para minimizar el posible impacto. Al contrario se asegura que mediante señalización el proyecto pondrá en valor la referencia arqueológica del lugar.

Tras el visto bueno de la junta rectora, el proyecto del ‘Eolo Tarifa’ de la empresa Varadero Xada SL, pasará por una junta de gobierno local que determinará en base a otras cuestiones e informes la aprobación definitiva para la puesta en marcha de la infraestructura hostelera.

El alcalde de la localidad, Francisco Ruiz ha defendido frente a los micrófonos de Radio Algeciras, que el proyecto se enmarca dentro de la legalidad y cuenta con los parabienes de los órganos y administraciones pertinentes. El regidor apuntó a que el futuro establecimiento sigue un trámite necesario, pero matizó, como cualquier otro proyecto de similares características.

La junta rectora fue larga y tensa, pero según la directora conservadora transcurrió dentro de los cauces lógicos de posiciones encontradas. Y es que lejos lo defendido desde la Dirección del parque natural, el Consistorio, la Junta o la UCA que ven en la construcción de este proyecto -de carácter privado- una solución a la enorme degradación que de todo el entorno natural existe en la actualidad en ‘Casa de Porros’ en la ensenada de Valdevaqueros, tanto Ecologistas en Acción, Verdemar, como AGADEN ven la iniciativa como contraria a un modelo “donde se priorice la conservación y gestionado por lo público” y se asemeja a otro deteriorado, “gestionado por el interés mercantilista y que priorice la destrucción”.

Ante la defensa de los valedores del proyecto, AGADEN y Ecologistas en Acción ven un incumplimiento de numerosas normativas medioambientales. También se ha cuestionado las “simples” modificaciones o reformado del proyecto inicial, así como y se insiste que lo que se quiere construir nada tiene que ver con el antiguo chiringuito ‘Smile’. A los ecologistas también les resulta “extrañamente sospechosa” la celeridad con la que las administraciones han resuelto positivamente sobre este proyecto, “En apenas un mes se ha intentado tramitar un proyecto de tanta envergadura, reuniendo a la Comisión de Infraestructura que hacía tiempo que no se reunía para nada”.

A los votos en contra de los ecologistas, hay que sumar también los del grupo Podemos, y el sindicato CCOO, a los que tampoco convencieron los argumentos esgrimidos.

Los ecologistas solicitaron la paralización del proyecto “hasta que no se haga un Plan serio de todo el ordenamiento de esta zona donde se priorice la conservación antes que la destrucción”. Tanto AGADEN como Ecologistas en Acción “y ante la constatada ineficacia de las administraciones para evitar la degradación del litoral por sus propios medios, teniendo que ampararse en planes y proyectos privados que esconden un claro y definido interés comercial” apuntan a la necesidad de crear una mesa de trabajo para realizar un plan global de ordenación del litoral tarifeño y la ensenada de Valdevaqueros.

Los ecologistas han señalado que de tener continuidad el proyecto, lo denunciarán ante la Unión Europea por incumplimiento de la directiva Hábitat, en la que se incluye el parque de El Estrecho, declarado Zona de Especial Conservación (ZEC).